viernes, 24 de febrero de 2017

EL NUEVO SISTEMA SOLAR TRAPPIST-1. ¿LA VIDA EXTRATERRESTRE YA ES UNA POSIBILIDAD?




                          Hace un par de días la NASA había anunciado el descubrimiento de un nuevo sistema solar a tan solo 39 años luz de la tierra. El descubrimiento impacto a la comunidad de astronomia y astrofisica, y no era para menos, el descubrimiento de este sistema solar marcaba un hito en la historia de la humanidad y posiblemente de la génesis de los sistemas planetarios y de la propia vida.

El sistema planetario se encuentra a 39 años luz de nuestro planeta, se ubica en la constelación de Acuario y en ella orbitan siete planetas del tamaño de nuestro planeta que pueden contener agua debido al posicionamiento y a la rotación de los ejes, es decir, todas orbitan alrededor de una estrella enana fría denominada hasta este miércoles 22 de febrero como TRAPPIST- 1. Se cree que al menos tres de los siete planetas ¡¡¡puedan contener vida!!!.

39 años luz suena cercano frente a las estimaciones de otras estrellas que la NASA había afirmado, pero la realidad es muy diferente, los años luz son contabilizados por medio de la velocidad, la velocidad de la luz equivale a 300,000 kilómetros por segundo. Si deseamos llegar y conocer más de cerca a este nuevo sistema solar necesitamos una nave que recorra alrededor de 18,000,000 de kilómetros por minuto, algo que en nuestra realidad es imposible. Enfocandonos en la realidad, para llegar a él, nos seria imposible en una vida; la astronauta Scott Kelly de la NASA, anuncio que tardariamos 800,000 años en poder llegar.

Si comparamos el vuelo de un jet a reacción nuestro destino nos aguardará alrededor de 44 millones de años, la distancia total a recorrer equivale a 369,000 billones de kilómetros, esta distancia no es para nada fácil de alcanzar y no existe ninguna nave espacial capaz de recorrerla; La nave New Horizons, La nave juno y el Voyager estiman el viaje no por abajo de los 150 mil años.

La nave New Horizons llegaría en 817,000 años
La nave Juno llegaría en 158,600 años 
y el Voyager llegaría en 685.130 años
La nave Atlantis llegaría un millón y medio de años después.

La investigación empezó en febrero y marzo del año pasado, los astrónomos estudiaban las minúsculas fluctuación en la luz con el telescopio Spitzer de la NASA, tras este descubrimiento se trato de colaborar con la veracidad de tal investigación y de su magnifica conclusión, los telescopios del mundo miraros hacia Trappist-1 entre mayo y septiembre. Las observaciones y la investigación arrojaron muestras de que enrealidad la fluctuación en la luz no se trataba de un solo planeta, sino de siete que orbitan en una estrella enana, los denominados: Trappist1 b, c, d, e, f, g, h, se convertirían en nuestro mayor hallazgo de posibilidades de toparnos con vida en este infinito cosmos.

Se cree que los planetas son rocosos, muy parecidos a la tierra, marte, venus y mercurio, los siete tienen una similitud a las lunas de júpiter; el primer planeta tarda alrededor de un dia en completar una órbita y el mas alejado, el h, tardaría alrededor de 10 a 12 días. Más información sobre este sistema aquí https://exoplanets.nasa.gov/trappist1/





No hay comentarios.

Publicar un comentario

© COSMOCIENCIA
Maira Gall